El proyecto Niños Crezcan en Paz es en contra la explotación sexual infantil en España, pero queremos expandir el proyecto en su máximo hasta que se internacionalice. Se trata de campañas en contra la explotación sexual infantil desarrollada por psicólogos de Barcelona, afín de concienciar la personas y los niñas de como quedar lejos de abusos de este tipo.

Todos los años es la misma cosa recibimos en nuestra ONG localizada en Catalunya miles de niños que dicen haber sufrido algún tipo de abuso por parte de personas mayores, y muchas veces esos abusos son hechos por familiares. En este proyecto luchamos para rescatar niños que han sufrido esos abusos y llevar los responsables a la carcer, y dejarlos cerrados de manera que mismo solicitando a los cerrajeros por la pagina web www.cerrajerosbcn24h.barcelona no sea posible abrir la puerta para que se escapen y vuelvan a cometer sus crímenes.

El proyecto cuenta con 3 empresas patrocinadoras que nos ayudan a mantener nuestra ong siempre en pleno funcionamiento, pero necesitamos más empresas de Barcelona y provincia ayudándonos en este proyecto. Una empresa conocida como cerrajería Bcn24h, nos ayuda con todo lo relacionado a los candados de las habitaciones donde quedan los niños victimas de explotación sexual. Esta empresa mantiene todo bien arreglado en nuestra ONG y nos facilita para que no nos agobiemos con la seguridad y si solamente con la vida de los niños.

Rogamos a otras empresas que nos puedan ayudar en este proyecto que pónganse en contacto a través de nuestro formulario.

Explotacion sexual infantil

La explotación sexual comercial infantil es la explotación por un adulto de un niño, niña o bien adolescente, menor de 18 años, acompañada del pago en efectivo o bien en especie al niño, pequeña o adolescente, o bien a un tercero o bien terceros. La OIT estima que la explotación sexual comercial infantil (ESCI) es una grave violación de los derechos humanos de pequeños, niñas y adolescentes, y una forma de explotación económica equivalente a la esclavitud y al trabajo forzoso, que forma además de esto un delito por la parte de los que usan a pequeñas, niños y adolescentes para el comercio sexual.

La ESCI comprende todos y cada uno de los aspectos siguientes:
·La utilización de niños y niñas en actividades sexuales remuneradas, en efectivo o bien en especie, (famosa generalmente como prostitución infantil) en las calles o bien dentro de establecimientos, en lugares como burdeles, discos, salones de masaje, bares, hoteles y restoranes, entre otros;
·La trata de niños, niñas y adolescentes con fines de explotación sexual;
·El turismo sexual infantil;
·La producción, promoción y distribución de pornografía que involucra niños, pequeñas y adolescentes, y
·El uso de niños en espectáculos sexuales (públicos o privados).

De igual modo, la Declaración de Estocolmo, adoptada en el Congreso mundial contra la explotación sexual comercial infantil (1996), define la explotación sexual comercial infantil como “una forma de coerción y violencia contra los niños (que) equivale al trabajo forzoso y a una forma contemporánea de esclavitud”, al tiempo que en el Protocolo de Naciones Unidas para prevenir, reprimir y sancionar la trata de personas, en especial de mujeres y pequeños (conocido como el “Protocolo de Palermo”), la definición del término “explotación” incluye “la explotación de la prostitución extraña o bien otras formas de explotación sexual, los trabajos o servicios forzados, la esclavitud o bien las prácticas análogas a la esclavitud, la servidumbre o la extracción de órganos”. En dos mil seis, el Informe del Experto independiente encargado del Estudio de las Naciones Unidas sobre la violencia contra los niños también reconoce que la explotación de los pequeños menores de dieciocho años a través de la prostitución, pornografía infantil y actividades similares forma un acto de violencia.

Pequeños, pequeñas y adolescentes víctimas: ¿Quiénes son?

·Niños, niñas y adolescentes que son objeto de la trata interna y también internacional con fines de explotación sexual.
·Niños, pequeñas y adolescentes involucrados en la prostitución, ya sea en las calles o bien en el interior de establecimientos.
·Niños, pequeñas y adolescentes que se emplean para la pornografía y en espectáculos sexuales.
Niños, niñas y adolescentes que se emplean para satisfacer el deseo sexual de adultos pederastas.